I Jornada Mediterránea de Salud Pública y Chemsex

Observamos que existe una problemática relacionada con el uso de sustancias psicoactivas en entornos sexuales masculinizados con el objeto de facilitar las relaciones intimas de una forma desinhibida. Respecto a esto, el informe anual del Observatorio Europeo de las Drogas y las Toxicomanías de 2022 (EMCDDA por sus siglas en inglés), destacaba el aumento del consumo de psicoestimulantes ingeridos, inhalados, inyectados, aspirados o fumados conocidos como “anfetas”, “speed”, etc. (metanfetamina) asociado a las llamadas fiestas «chemsex». A nivel nacional varias CCAAs informan en la misma línea: el área de salud del ayuntamiento de Madrid indicó en 2022 que El “chemsex” se ha disparado en la capital un 602% en los últimos cuatro años. Y en ese mismo año, Consellería de sanidad de la Comunitat Valenciana reflejó en 2022 (a través de la la Revista Viure en salut) que era la tercera autonomía donde más se practica el Chemsex de España, evidenciando un problema de salud pública. Incluso el delegado del Gobierno para el Plan Nacional sobre Drogas, durante la celebración del seminario Abordaje integral en materia de salud en el contexto del chemsex, organizado por UNAD, en 2022 ya advirtió, no solo por el uso de sustancias de una forma descontrolada, sino porque además conlleva un aumento de las infecciones de transmisión sexual por no usar preservativo u otros medios de protección, y/o alteraciones psicológicas.
Tomando esta información como referencia, ante la ausencia de recursos específicos de fácil acceso y debido a la necesidad de crear circuitos asistenciales y de respuesta profesional frente a cuestiones relacionadas con el chemsex, nos vemos en la obligación de crear un espacio de análisis y debate que tanga por objetivo general facilitar recursos de prevención preferentemente indicada y orientación referente al abuso de sustancias en entornos de sexualización.